Empresas de China

Diálogo Chino • Una Bolivia en transición política repiensa cómo industrializar su litio

La crisis política lleva al país a replantear su plan para el litio, en cuya explotación hay varias empresas chinas interesadas

A pesar de la promesa del ex presidente Evo Morales, Bolivia no ha logrado aún fabricar de manera industrial baterías con el litio del salar de Uyuni para exportarlas.

La pugna entre dos sectores del departamento de Potosí, donde está el yacimiento que está considerado uno de los más grandes del mundo, ha llevado al actual gobierno de transición a cambiar tres veces, en apenas dos meses, al gerente de la empresa estatal Yacimientos de Litio Bolivianos (YLB).

Ese es un efecto más de la aguda crisis política que vive Bolivia, que llevó a la salida del poder de Morales el pasado 10 de noviembre. El nuevo gobierno -que debe ser elegido en agosto- deberá replantear el plan del país para su litio, en cuya explotación hay varias empresas chinas interesadas.

El plan reversado

Para cerrar todo el ciclo de la explotación hasta la industrialización, el gobierno de Evo formó una empresa mixta con ACI Systems de Alemania para la producción de hidróxido de litio, un elemento adicional al carbonato de litio que se usa para la fabricación de baterías. El comité cívico de Potosí, que agrupa a ciudadanos organizados, lo rechazó argumentando que no era beneficioso para el país, menos aún para esa región.

Ante la presión social, Evo rompió esa sociedad el 3 de noviembre de 2019, una semana antes de salir del poder.

En su breve gestión, el actual gobierno de la presidenta interina Jeanine Áñez no ha definido cómo industrializar el mineral. Por ahora, está buscando reducir el impacto negativo de un pleito jurídico con la empresa alemana.

Mientras, al menos dos grupos ciudadanos –el Comité Cívico Potosinista (Comcipo) y el Comité Cívico del Sur- presionaban hasta antes de la pandemia al Gobierno de turno para poder participar en el debate sobre cómo lograr que los recursos que genera beneficien a las poblaciones locales.

“La verdad, todo es incierto. Con lo que cambian de gerente seguido, no se puede avanzar en nada. Lo que debemos hacer es esperar que pasen las elecciones y al nuevo gobierno”, dijo Marisol Cabrera, miembro de los residentes de Uyuni, que en su última manifestación en La Paz rechazaron la designación de Juan Carlos Zuleta, el anterior gerente de YLB.

Ella estuvo la segunda semana de febrero en Uyuni siguiendo las actividades realizadas por el nuevo gerente Gunnar Valda Vargas en las plantas de YLB y poblaciones del lugar.

Las elecciones presidenciales que estaban previstas para el 3 de mayo, se han pospuesto hasta agosto a causa de la crisis sanitaria por el Covid-19.

Alemania y China, ¿en carrera?

Cancelada la explotación del hidróxido de litio con ACI Systems, el Gobierno actual tiene pendiente definir una estrategia para esa industrialización, ya sea solo con YLB o en alianza con un socio extranjero. Tampoco ha cerrado el proceso legal de la ruptura con la alemana.

Nada está definido, por lo menos para el hidróxido de litio. Zuleta, el segundo gerente nombrado por Áñez, dijo en una entrevista que se explotará de manera local, pareciendo dejar fuera a cualquier empresa extranjera. Su paso por el cargo fue, sin embargo, muy breve: estuvo solo entre el 8 y el 29 de enero.

La Ley Minera establece que la producción de todos los compuestos derivados del litio debe hacerla el Estado exclusivamente y solo la industrialización puede ser en alianza con una empresa extranjera. “El anterior Gobierno intentó confundir a la población, al indicar que el hidróxido de litio producido a partir de salmuera residual (es) un producto industrializado. (…) El hidróxido de litio es nada más que una materia prima refinada tal como el carbonato de litio. Por tanto, deberían ser producidos por el Estado (…). Eso es lo que vamos a hacer (…) Vamos a aplicar la ley”, explicó el exgerente Zuleta.

En realidad, las normas de creación de la empresa estatal de litio hablan de la explotación de solo dos materias primas: el carbonato de litio y el cloruro de potasio. El hidróxido de litio no está contemplado, pero al ser un elemento con mayor potencial y rendimiento para la elaboración de baterías, Evo Morales dio curso a su explotación con la empresa alemana.

El nuevo gerente Valda, nombrado el 29 de enero, es más cauto que su antecesor. Dice que será una política estatal la que definirá el tema. Entre tanto, él proseguirá con el plan de trabajo de YLB que contempla la puesta en marcha de la planta industrial de carbonato de litio antes que acabe 2020.

Se sabe que varias empresas chinas han visitado las regiones donde están los yacimientos, aunque no cuáles. Alemania tampoco se ha resignado a no ser socia. “Reafirmo el interés de mi país para seguir adelante con el proyecto”, escribió en Twitter el embajador alemán Stefan Duppel, tras una reunión en Palacio de Gobierno el 31 de enero.

Hay ya varias empresas chinas vinculadas con el litio en Bolivia. En agosto de 2019, cuando Evo era presidente, YLB y la empresa china Xinjiang TBEA Group formaron una empresa mixta para la construcción de plantas de carbonato de litio en los salares de Coipasa (en el departamento de Oruro, a 109 kilómetros del de Uyuni) y Pastos Grandes (en Potosí, a 550 kilómetros de Uyuni).

Esta alianza fue elogiada por los gobiernos de ambos países.

"¿Por qué China? Hay un mercado garantizado para la producción de baterías", dijo Morales al firmar el convenio. “Este es un paso más que damos en la cadena que tiene el Gobierno (…) de industrializar nuestros recursos naturales”, destacó el entonces ministro de Energías, Rafael Alarcón.

“China al 2025 va a necesitar 800.000 toneladas de litio”, expresó el embajador chino Liang Yu. “Estamos a la disposición de ayudar en la industrialización de las empresas como la metalurgia, la química estamos para realizar el sueño energético e industrial sudamericano de Bolivia”, añadió.

YLB tiene el 51 % de las acciones de esa empresa mixta creada para la explotar e industrializar los recursos evaporíticos de los dos salares. Su objetivo es producir ácido bórico, bromo puro y bromuro de sodio, para lo cual proyectan una inversión de 2.390 millones de dólares.

Seis meses después, ese acuerdo también está siendo analizado por el nuevo gobierno. Sin embargo, a diferencia de lo que sucedió con el consorcio con los alemanes en Uyuni, no se ha roto, según confirmó el máximo responsable de YLB, Gunnar Valda, a Diálogo Chino.

El “tira y afloja” de las regiones

Según la Constitución, el Estado boliviano es el dueño de los recursos naturales como el litio, del cual se estima existen 21 millones de toneladas en lo que se considera la reserva más grande del mundo. Los otros depósitos significativos están en los vecinos países de Argentina y Chile, conformando lo que en el sector se ha bautizado ‘el triángulo del litio’.

No solo el cómo y con quién se industrializa es una cuestión álgida. También lo es cómo se reparten las ganancias. Los uyunenses, tanto la población como las autoridades de los 11 gobiernos municipales que bordean al salar de Uyuni, defienden su derecho a decidir sobre el destino del litio de su región. En su visión, deberían tener una voz en temas como su explotación, los socios de su industrialización y hasta el nombramiento del titular de YLB.

Hemos sido engañados con la industrialización. Hace más de 10 años que nos dicen que se va a producir las baterías de litio y hasta ahora no hay nada

Estas poblaciones sureñas no se sienten representadas por el Comité Cívico Potosinista (Comcipo), que también reclama voz en el debate, pero al que ven como representante de ciudades como Potosí y no de las comunidades locales.

“No tienen nada que hacer ni por qué decidir por nosotros. Nosotros apoyamos la decisión del Gobierno (de Morales). Estamos buscando socios porque la tecnología va avanzando y se está buscando la última tecnología”, dijo a Diálogo Chino en octubre Edgar Apala, alcalde de Llica, antes de la salida del gobierno y del país de Morales.

Desde agosto de 2019, las demandas se agudizaron. El Comcipo realizó acciones de presión que derivaron en un paro cívico de 45 días y una huelga de hambre en la sede de gobierno. Exigían la abrogación del decreto que formó la empresa mixta entre YLB y ACI Systems porque incumplía la decisión de una industrialización 100% boliviana del litio.

“Hemos sido engañados con la industrialización. Hace más de 10 años que nos dicen que se va a producir las baterías de litio y hasta ahora no hay nada”, nos dijo su entonces líder Marco Pumari en octubre, mientras mantenía la huelga de hambre en La Paz.

En un inicio, Evo mantuvo firme su decisión de industrializar el hidróxido de litio con los alemanes y minimizó la movilización de los potosinos. La crisis política desatada tras las elecciones generales de octubre pasado cambió sus planes. Su partido, el MAS, fue acusado por opositores y ciudadanos de cometer fraude. Luego, la OEA lo confirmó.

Flanqueado por las protestas de varios sectores y con el fin de reducirlas, Evo rompió la sociedad con ACI Systems. Pero no logró el efecto que buscaba. Los cívicos potosinos no levantaron sus medidas de presión. Se unieron al resto de los cívicos del país que exigían nuevas elecciones presidenciales.

El 8 de enero, ya alejado del poder y del país, Morales afirmó que Estados Unidos tuvo que ver en su salida porque está interesado en el litio boliviano. No ofreció pruebas de ello.

El impacto ambiental

Una de las preocupaciones sobre la extracción del litio es el impacto negativo en la disponibilidad del agua, como pasa en Chile.

Aunque muchos en la región se lo atribuyen al cambio climático. “Tampoco (…) por el problema del agua no vamos a industrializar. Tenemos que desarrollar nuestras comunidades. A ellas tiene que ir el beneficio. Pero estamos exigiendo a los diferentes ministerios, de acuerdo a los estudios que nos están presentando, que no afecte”, explicó el alcalde Edgar Apala.

Otro grupo de campesinos, agrupados a la federación de trabajadores del sur de Potosí (Frutcas) y políticamente afines al partido de Morales, exigen a Áñez y a YLB que les permitan conocer el estudio de evaluación de impacto ambiental (EIA), en particular lo referido a aguas subterráneas y superficiales.

Valda asegura que las plantas de YLB tienen todas las licencias ambientales y que cumplen con la normativa contemplada en la Ley de Medio Ambiente. Consultado sobre cuáles serán los impactos mayores y cómo se los atenuará, manifestó que aún no cuenta con toda la información ambiental. Se comprometió a darlo a conocer pronto.

Los planes para 2020

En febrero, YLB presentó su informe anual (2019-2020) donde contempla un plan de producción de 45.000 toneladas de cloruro de potasio y 700 de toneladas de carbonato de litio en esta gestión. Su objetivo es obtener dinero con la venta de ambos para pagar al Banco Central sus deudas.

También espera concluir la construcción y montaje de la planta industrial de carbonato de litio en Uyuni, una obra prevista originalmente para fines de 2018. Su responsable es el consorcio chino liderado por la empresa Beijing Maison Engineering.

En tanto, hay dos plantas pilotos trabajando. Una primera está produciendo cloruro de potasio, que ha sido vendido en China y a nivel local para la industria agrícola, según el ejecutivo de YLB. Otra produce carbonato de litio que se está usando en la fabricación de baterías para paneles fotovoltaicos, planeando subir su producción anual de 6.000 a 20.000 baterías.

El gerente de YLB afirma que están fabricando baterías con carbonato de litio – a nivel piloto- y que las comercializarán en Bolivia como cargadores externos de celulares. Para ello requieren importar un accesorio.

“Una de estas baterías tiene un costo aproximado de 200 bolivianos (unos 30 dólares). Puede hacer 10 recargas. Tiene mayor calidad, duración y es ‘made in Potosí’”, destacó Valda en entrevista en su oficina en La Paz. “Ya se ha desarrollado toda la tecnología y el conocimiento. Lo que se necesita son más recursos”.

A más largo plazo, desarrollar la industria del litio boliviano requerirá de varios factores.

“Los legisladores que vengan, tras la instalación del próximo gobierno, tendrán que pensar en una ley solamente del litio, para que se raye bien la cancha para todos los actores involucrados, se piense bien en la distribución de las regalías, de las utilidades”, dice Valda.

Sin embargo, en medio de un panorama que cambia a diario en lo político y ahora también a causa de la pandemia del nuevo coronovirus, el Gobierno no descarta acudir a socios extranjeros para el litio como manera de reactivar la economía. Así lo hizo conocer en un foro el ministro de Economía, José Luis Parada, a fines de abril.

La población local también está muy pendiente de cómo se le decide explotar. “El litio está en nuestra región y de allí saldrá solo industrializado”, dice la uyunense Marisol Cabrera.

Fuente: Diálogo Chino

Read more...

Los Tiempos • Ministro instruye seguimiento a la obra vial más cara y atrasada

El ministro de Obras Públicas, Yerko Núñez, posesionará hoy al director de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC) regional Beni. La principal labor que tendrá el funcionario será la de regularizar la situación de la carretera en construcción Rurrenabaque-Riberalta.

Esta obra fue constantemente denunciada por Núñez, cuando fungía como senador en representación de Beni. La autoridad observó irregularidades en la calidad de la construcción, un desfase en el avance financiero y físico y maltrato a los trabajadores bolivianos de la empresa constructora china Railway.

La obra lleva cinco años y hasta ahora sólo tiene un 20 por ciento de avance físico y un 56 por ciento en el financiero. Hecho que llama la atención, pues el pago de planillas debe ser según el avance de los trabajos.

“El Gobierno les daba plata, pero no exigía a la empresa constructora que la obra avance. En casi todos los proyectos, el avance financiero está por encima del avance físico, cosa que no debería suceder”, explicó Núñez.

Por este motivo, el Ministro de Obras Públicas señaló que esta construcción debe ser una de las prioridades del nuevo director departamental de la ABC. Se trata de la obra carretera más cara en el país en estos momentos. El presupuesto es de 608 millones de dólares para ejecutar 508 kilómetros.

“El director tiene la instrucción de ver el retraso que tienen estas obras que se vienen ejecutando desde hace cinco años, pero resulta que tienen muy poco avance. Además, debe verificar la calidad con la que se está construyendo”, agregó el Ministro.

Asimismo, indicó que se hará una auditoría al proyecto para garantizar la transparencia en la ejecución y los recursos.

Denuncias laborales

Los trabajadores de la empresa denunciaron en varias oportunidades que sufrieron atropellos por parte de los contratantes extranjeros. Alimentación deficiente, descanso no remunerado, falta de ropa de trabajo, despidos injustificados y sin el pago de beneficios son algunos de los problemas que se denunciaron ante el Ministerio de Trabajo, pero no se tuvo resultados.

Ante esta situación, Núñez indicó que la persona que será posesionada como director departamental de la ABC también debe verificar la situación de los obreros que ejecutan los proyectos en todo el departamento.

“El director debe ponerse en contacto inmediatamente con los trabajadores de los proyectos, sobre todo en las empresas chinas. Se quiere saber cuál es la situación en la que se encuentran y el maltrato que se ha denunciado este tiempo”, agregó el titular de la cartera.

Los trabajadores se mantienen en alerta. Denunciaron que se está vulnerando el derecho al trabajo de quienes son retirados, pues el resto de empresas chinas que hacen obras en Beni tampoco los contratan.

“En el Beni sólo están trabajando empresas chinas y a los que nos retiran de una no nos contratan en otra (...) No tenemos nada en contra de los extranjeros, sólo pedimos que se respeten nuestros derechos laborales”, manifestó un extrabajador, Marcos Guevara.

IDENTIFICAN TRES OBRAS CUESTIONADAS

El tren metropolitano de Cochabamba, la carretera Rurrenabaque-Riberalta y el aeropuerto en Beni son tres obras a las que el Ministerio de Obras Públicas hará especial seguimiento por las denuncias de irregularidades que existen en estos tres proyectos, informó el titular de la cartera Yerko Núñez. Asimismo, se hará auditorías en las mismas.

“Estamos trabajando en toda una estrategia de auditorías. Suena como que ahora vamos a entrar a “cazar” a las personas, pero no es así. Es nuestra obligación y si se descubren malos manejos, tendrán que rendir cuentas”, agregó.

Fuente: https://www.lostiempos.com/actualidad/economia/20191202/ministro-instruye-seguimiento-obra-vial-mas-cara-atrasada

Read more...

El Diario • Bolivia en la mira de inversiones chinas

Bolivia se encuentra dentro los cinco países que más deuda asumieron con China, y en los últimos años el país está en la mira de las inversiones asiáticas, debido a que se ha adjudicado una veintena de proyectos, carreteros y puentes, según un estudio del Diálogo Interamericano, con sede en Washington.

Una publicación de BBCMundo señala que el estudio del centro de estudios señala que, tomando en cuenta exclusivamente el número de proyectos individuales que están siendo desarrollados en la región, Bolivia luce como el destino principal para los inversores chinos. Desde 2013, las compañías chinas se han adentrado en más de veinte proyectos de carreteras y puentes en Bolivia".

De acuerdo a datos del Banco Central de Bolivia (BCB), la deuda bilateral del país al 31 de agosto de la presente gestión, asciende a 1.286,7 millones de dólares, y la contraída con China bordea el 80% de la obligación internacional seguida de Francia.

Como se recordará la deuda externa al 31 de agosto asciende a 10.746,9 millones de dólares, mientras que en enero de la presente gestión la cifra alcanzaba a 10.212,7 millones, lo que muestra un incremento de más de 500 millones a la fecha.

CHINA

Mientras los datos del BCB muestran que la deuda con China está por el orden de 965,8 millones de dólares, un artículo el periodista Daniel Méndez, quien investigó a fondo el asunto y plasmó sus conclusiones en el libro "136: el plan de China en América Latina", señala que Bolivia le debería 2.500 millones.

La nota de la BBCMundo informa que los compromisos financieros totales de los cinco países de Latinoamérica, Brasil, Argentina, Venezuela, Ecuador y Bolivia, que más deuda han contraído con las entidades públicas chinas, ascienden a más de 133.000 millones de dólares.

Venezuela ocupa el primer lugar con 67.200 millones de dólares, seguido de Brasil con 28.900 millones, luego viene Ecuador con 18.400 millones, también está Argentina con 16.900 millones y Bolivia con 2.500 millones.

En Argentina, Bolivia y Ecuador, los créditos suelen estar ligados a exportaciones chinas o a la construcción de obras de infraestructura por empresas chinas.

"China te presta el dinero, pero a cambio de que compres materiales a empresas chinas (maquinaria, satélites, trenes, equipos de telecomunicacionesÂ…) o de que determinadas obras de infraestructuras las realicen empresas chinas (presas, carreteras, túneles, líneas de tren, centrales nucleares)", explica Méndez.

Esa explicación no está alejada de la realidad boliviana, ya que en innumerables ocasiones parlamentarios de la oposición alertaron que los préstamos de China venían condicionados, y que en algunos casos las compañías asiáticas no cumplían con lo acordado.

Informes internacionales señalaban que los créditos chinos, que contrataban a empresas chinas, éstas no respetaban las normas laborales de los países así como tampoco cuidaban el medio ambiente.

ADJUDICACIONES

Hace un año atrás, publicaciones de prensa señalaban que al menos 15 empresas chinas lideran la lista de proyectos adjudicados por la Administradora Boliviana de Caminos (ABC).

Entre 2006 y 2017 el monto licitado a las compañías asiáticas supera los 12.286,3 millones de bolivianos, según un análisis de la Cámara Boliviana de la Construcción (Caboco) a base de los datos del Sistema de Contrataciones Estatales (Sicoes).

EXPORTADO

La publicación señala que en las últimas décadas, China ha exportado cantidades récord de capital al resto del mundo. Sus préstamos directos y créditos comerciales han pasado de ser casi cero en 1998 a más de 1,6 billones de dólares en 2018. Esta cifra equivale al 2% por ciento del PIB mundial.

Pero en contra de lo que sucede con la mayoría de países, estos flujos de capital no son privados, de bancos o inversores particulares.

Son nacionales, es decir, fondos canalizados a través de empresas o entidades financieras controladas por el Estado.

La diferencia es importante porque al contrario que los inversores privados, el gigante asiático no busca solo rentabilidad cuando presta dinero.

Sus principales brazos de inversión son el China Development Bank y el Export-Import Bank of China y a través de ellos el gigante asiático se ha convertido en el banquero de América Latina.

“Presta dinero porque lo tiene. En julio de 2016, contaba con las mayores reservas de divisas del mundo: 3,21 billones de dólares", explica en un artículo el periodista Daniel Méndez.

"En su mayor parte, todo este dinero proviene de los suculentos superávits comerciales que el gigante asiático ha acumulado en los últimos años, especialmente con Estados Unidos", añade.

INFLUENCIA POLÍTICA

El reportaje señala que los especialistas coinciden en que los préstamos oficiales siempre tienen detrás un elemento estratégico y ayudan a China a ganar influencia política.

Pekín, por su parte, defiende que estos acuerdos benefician a todas las partes y lo cierto es que gobiernos de toda la región se muestran abiertos y buscan inversiones desde la segunda economía del mundo.

DISTINTOS OBJETIVOS

En América Latina, los especialistas explican que los objetivos geopolíticos de Pekín pasan por asegurarse el suministro de recursos y materias primas además de desarrollar nuevos mercados para sus propias mercancías.

Un ejemplo de esto son las inversiones en el sector de las infraestructuras destinadas a mejorar el comercio en las vías del océano Pacífico, lo que abarataría costes para las empresas chinas.

Pero también los numerosos contratos firmados para la explotación conjunta de petróleo o minería en toda la región.

"Ciertamente este flujo de dinero [hacia Latinoamérica] forma parte de la estrategia de internacionalización de China y de expandir su huella en el comercio global, las finanzas o incluso militarmente", explica a BBC Mundo Christoph Trebesch, analista del centro de investigación Kiel Institute for the World Economy, con sede en Alemania.

PRÉSTAMOS POR MATERIAS PRIMAS

Venezuela personifica uno de las formas de préstamo más característica de China: los préstamos ligados a recursos naturales.

En el caso de Caracas, por ejemplo, China permite devolver una parte del crédito directamente a través de la venta de petróleo (a los precios que marque el mercado en ese momento).

"Estos son los llamados loans-for-oil o préstamos por petróleo. A China le sirven para asegurar el suministro de recursos naturales y garantizarse de alguna forma el pago en caso de crisis económica", apunta Méndez a BBC Mundo.

Qué papel juega China en la industria del petróleo de Venezuela (y cómo puede cambiar por las sanciones de EEUU)

Qué intereses tiene China en Venezuela (y por qué es uno de los países que tiene más que perder en la crisis) Esta es una fórmula que han usado muchos otros países en los últimos años en sus acuerdos internacionales.

Según los registros del centro de estudios Diálogo Interamericano, con sede en Washington, el China Development Bank destinó en septiembre de 2018 unos 5.000 millones de dólares para desarrollos en el sector del petróleo venezolano.

IMPLICACIONES

Los masivos flujos de capital de China hacia Latinoamérica tienen implicaciones importantes para la sostenibilidad de la deuda en los países receptores, explican los analistas del Kiel Institute.

En un informe, recuerdan lo que supuso estos flujos de capital en el pasado.

"Los flujos de préstamos chinos de 2008 a 2015 comparten similitudes con el ciclo de préstamos de la década de 1970, que no terminó felizmente una vez que los precios de las materias primas, los ingresos por exportaciones y el crecimiento económico se desplomaron en muchos de los países que se habían endeudado".

"Después de 1982, docenas de bonos soberanos cayeron en suspensión de pagos [default], lo que resultó en una 'década perdida' en América Latina y en otros lugares", afirman.

Pero las preocupaciones no solo se limitan a la sostenibilidad de las cuentas de un país y su credibilidad internacional; abarcan temas sociales, ambientales y de gobierno.

"La inversión china en la región no está exenta de riesgos. Estas preocupaciones han afectado a los proyectos de infraestructura de China en Latinoamérica, generando impedimentos tanto institucionales como públicos en la finalización", explica la consultora Marsh.

Como ejemplo, cita la construcción de una represa hidroeléctrica en Santa Cruz, Argentina, que comenzó sin una evaluación de impacto ambiental y provocó que la Corte Suprema acabara frenando el proyecto.

O los planes de la refinería de petróleo de Sinopec en Moín, Costa Rica, que se enfrentaron a obstáculos institucionales similares; o el proyecto hidroeléctrico Rositas en Bolivia, que no consiguió involucrar a las comunidades locales y está en suspenso desde hace tiempo.

Fuente: https://www.eldiario.net/movil/?n=21&a=2019&m=12&d=01

Read more...

Página Siete • «La inversión china y rusa están destruyendo el medio ambiente en Bolivia»

En una entrevista realizada por los periodistas mexicanos Gloria Muñoz y Hermann Bellinghausen para el suplemento "La Hojarasca” del diario La Jornada, de México, la socióloga Silvia Rivera Cusicanqui denuncia la "penetración progresiva del capital y la inversión estatal china y rusa, que están destruyendo el medio ambiente con inversiones gigantescas de infraestructura como el Tren Bioceánico, represas, una planta nuclear, que para colmo se ubicará en un lugar de El Alto donde hay una falla geológica”.

A continuación ofrecemos un resumen de sus declaraciones:

Hemos pensado en los indios sin haber asumido realmente las consecuencias de qué es lo indio, qué es lo indígena, qué es lo originario. Se trata de un cambio de paradigma. Hay que explorarlo, hay que experimentarlo y buscarlo en el corazón de cada mestizo y de cada persona. Cada ser humano que está involucrado con la memoria de su país y de su pasado tiene un indio dentro, tiene a todo el continente. Se debe entender que el ser indio es un paradigma totalmente diferente para enfrentar el mundo y para relacionarse con él. A eso le llamo episteme, y no a un color de piel o un poncho.

En Bolivia, por ejemplo, esto está activando a muchos grupos de jóvenes, que se autoconvocan para pensar lo indio desde dentro. Se hacen talleres, se hacen acompañamientos a las causas como el aborto, hay chicos que hacen grafitis. Todo eso da esperanza. Sin duda habrá grupos puristas, dentro de los aliados, que cuestionen una candidatura de esta naturaleza, pensando que se someten a las reglas del poder.

En todos los casos tenemos un riesgo de purismo que resulta contraproducente. Donde se debe tener el techo de lo que se puede y se tiene que hacer es en la ética. Sin un techo ético hasta las medidas más aparentemente radicales se pueden venir abajo, pero con ética se puede entrar haciendo grietas sin mancharse el alma, adoptando una estrategia, un eje, que es trabajar con contradicciones sin perder el rote de ese episteme que da la seguridad de que el poder no va a engolosinar.

El gobierno de Evo sólo tiene la apariencia de indio

El gobierno de Evo Morales no hace lo que dice la Constitución. En los hechos, en Bolivia hay una penetración progresiva del capital y la inversión estatal china y rusa, que están destruyendo el medio ambiente con inversiones gigantescas de infraestructura como el Tren Bioceánico, represas, una planta nuclear que para colmo se ubicará en un lugar de El Alto donde hay una falla geológica.

El Gobierno tiene subordinado al Poder Judicial, cualquier miembro del Poder Judicial que funciona autónomo al Gobierno, que hace preguntas, automáticamente le sacan acusaciones. Hay un montón de abogados presos o prófugos, jueces y fiscales en el exilio por las presiones del Gobierno. A la vez, hay un entramado de corrupción, intereses estratégicos de otros países y sumisión. Un colonialismo internalizado. Las élites mestizas que dominan Bolivia son megalómanas, la otra cara del complejo colonial.

La crisis arranca con la formación de un organismo llamado Movimiento Al Socialismo (MAS) que nos hace creer que no es un partido. Viene con el discurso de que es la articulación de los movimientos sociales. El tráfico intelectual detrás de esa concepción implica una voluntad de capturar a los líderes y disfrazarlos de MAS a través de un membrete prebendado y corrupto. "Te doy esto si estás conmigo”. Es una escalada de beneficios personales a los líderes y las instituciones.

El otro problema es su visión macro del "desarrollo”. Para ellos no hay desarrollo sin fábricas grandotas, carreteras, minas. Es una vaina que tienes que "mostrarle” a la gente. Si haces una investigación sobre el mejoramiento de semillas, no se ve. El drama de las mujeres es el machismo de los sindicatos con los que negocian las obras, no importa qué, con tal de que sea grandote.

Eso ha llevado a un despojo epistemológico de lo que significa lo indio. Espistemicidio: estás matando una concepción del mundo que no va por lo grande sino por lo pequeño, no por la acumulación sino la protección de la vida, la reproducción de lo que existe, la mejora de la salud. Nada apunta al empoderamiento del conocimiento indígena de salud. Se da la paradoja de que se niega el Servicio Universal (SUNI) a las madres que no se atienden en las clínicas, sino con parteras.

¿Cuál multiculturalidad, cuál "plurimulti”, cuál "nación indígena”? Para no hablar de la no consulta a las comunidades. Las leyes de Minas y de ONGs de 2013 que liquida la crítica. Han cerrado el Cedla, que resistía firme por sus investigaciones impecables que demostraban que ya no hay soberanía alimentaria, hay un nivel brutal de desbosque en la Amazonia. Han liquidado a la disidencia, meten en cana a periodistas, les quitan sus medios, les intervienen y falsean sus cuentas.

Es la paranoia de los poderosos, con el sentimiento de que sólo ellos tienen la razón y son incapaces de escuchar. Un gobierno que habla de la Pachamama, que se presentó citando lo de "mandar obedeciendo”, resultó lleno de mestizos colonizados. Todo esto tiene que ver con el ethos. Piensan que un país como el nuestro necesita un gobierno centralizado. Para ellos las autonomías indígenas son paja. Ahora se quitan competencias a los municipios "disidentes”. Centralizan inversiones para desfondar municipalidades y gobernaciones que no son incondicionales.

Cambio de paradigma

Un gobierno indígena auténtico no hubiera recurrido a esos disfraces y rituales falsos para los turistas y la prensa. Poncho, ritos falsos y color de piel no son "lo indio”. Para mí, consiste en una episteme y eso implica varias cosas claves. Una es reconocer que los sujetos no humanos, montañas, ríos, animales, son entidades con las que dialogas. Todo lo hermoso que es entender la relación del trabajo agrícola con la relación metabólica, cósmica con la tierra.

Un segundo elemento es el diálogo con los muertos. Viven, hablan y orientan a los vivos, y permiten identificar los límites éticos que no puedes rebasar. El tercero: crear, vivir, tramar comunidad es la reproducción de la vida, implica una ética del cuidado por parte de hombres y mujeres. Otro tipo de relación hombre-mujer que también permita superar las brechas y jerarquías entre el trabajo humano y el intelectual, porque lo que haces con las manos es parte del metabolismo con el cosmos, porque participas en el ciclo de reproducción de la vida. Estas cosas son fundamento del pensamiento andino.

En términos de democracia, si haces comunidad, las decisiones no las toma el dirigente ni el individuo. Supone que tengas la ética del cuidado y la reproducción de vida por el bien de todos los partícipes en esta cadena trófica. El tema de las mujeres es una cuestión de ética colectiva, pero su papel tradicional retrocede, penetrado por la lógica del sindicato. A nivel de la comunidad de base, donde el dirigente es controlado por la comunidad, es mucho más fuerte en el tejido comunitario la presencia de las mujeres, porque los hombres son los que migran.

También este nivel se ha deteriorado. La soberanía alimentaria está en retroceso. Hasta la comunidad más de base ha sido afectada por esa idea de desarrollo. En 2001, el 62 por ciento de bolivianos se identificaba como indígena; en 2012, el 43 por ciento. Se está dando una "desafiliación étnica”, una erosión de la identidad india bajo un gobierno presuntamente indio. Lo que ni la dictadura ni los gobiernos neoliberales lograron. Todo bajo una espectacularización de lo indio.

¿Es posible un gobierno indio en una tierra mestiza? Me parece un suicidio colectivo del movimiento indígena no apuntar a la descolonización de los mestizos. Que haya mestizos dispuestos a volver a la tierra, aprender el idioma, hacer el rito en su corazón y no en la televisión.

El cuarto elemento de la episteme es acercarse a la lengua. Pues también hay desafiliación lingüística. Se empobrecen los recursos de la creatividad intelectual que ofrece el aporte indio para una nueva sociabilidad, una nueva forma de hacer política, otra relación con el mundo y la vida. Mandar obedeciendo de a deveras, y no cuatro dirigentes que le obedecen a un líder.

El fracaso de Evo es el de todos y todas. Desde el principio dejamos pasar el machismo y otras cosas, nos creímos de que éramos un movimiento de movimientos. Ya en 2010 es claro que no, con el gasolinazo. Y en 2011 la lucha contra el TIPNIS lo hace más explícito. Pero una masa de gente apoyó a los indios y Evo revirtió el plan; lo mantiene vivo, pero no intocado. El trasfondo más importante es la Ley Minera, una vez pasado lo del TIPNIS. Revela los verdaderos intereses. Elimina la consulta previa, se da el monopolio de agua a la empresa minera. Cuando la gente comunitaria protesta parando una mina, se considera "avasallamiento del trabajo”. La ley no garantiza el resguardo ecológico ni el tratamiento de residuos. Declararon la minería "prioridad nacional” y dan concesiones sin límite. Ni la dictadura. Y luego el avasallamiento de los parques, creados en los 90 con gobiernos neoliberales. Todo se sacrifica a minas, petróleo y caminos.

Fuente: https://www.paginasiete.bo/ideas/2016/11/27/inversion-china-rusa-estan-destruyendo-medio-ambiente-bolivia-118220.html

Read more...

Cabildeo • Chi Hong: Compró Comabol, Yang Fan y monopoliza la explotación de oro en La Paz

Chi Hong no sólo compró la mayoría de acciones de la empresa minera Amazona Bolivia COMABOL S.A., también compró acciones a la empresa minera Yang Fan, que inició operaciones en abril de 2008 según un registro de Fundempresa.

Yang Fan, tiene cuatro concesiones mineras en La Paz, estas son: La mina Progresiva, Progreso II, Progreso y Demacias Progreso, todas obtenidas el año 2008 y todas con el registro 806151617. Estas concesiones están en la misma área, cantón Sorata, provincia Larecaja. El periodo de la concesión es sin límite.

La compañía minera Chi Hong tiene en Comabol el 100% de participación china y en Yang Fan 98% de participación. Yunnan Chi Hong Zinc and Germanium Co., LTD compró 61% del paquete accionario de Amazona Bolivia y el 51 % de acciones de Yang Fan, por las que pagó $ 12.5 millones.

La empresa Yang Fang en el 2008 tenía tres socios y a diferencia de Amazona Bolivia Comabol, dos de ellos bolivianos, David José Carvajal Quispe y Hercilia Daniela Pantoja, cada uno invirtió un capital de Bs 6.000 para tener 1% de las acciones. Li Xiaoming, la accionista mayoritaria con el 98 %, habría invertido más de medio millón de bolivianos, para tener la mayoría de acciones. Así se constituyó la empresa minera Yang Fan.

Xiaoming es ademas la representante legal de la empresa matriz, que compró acciones en ambas empresas mineras, logrando la concesión de 30 empresas mineras; 11 en Comabol, 15 en Compañías asiáticas más al Norte y 4 en Yang Fan. La explotación principal es de oro, otros metales plata y antimonio.

La nueva composición accionaria de Yang Fan tras la venta de las acciones es:

Yunnan Chi Hong con el 51% Li Xiaoming con el 47 % David José Carvajal con el 1 % Hercilia Daniela Pantoja con el 1%

Esta transacción se registra ante una autoridad china en la provincia Yunnan, al igual que la compra-venta de COMABOL.

Hay otro documento escrito en inglés que se firmó en un consorcio de abogados denominado C.R. & F. Rojas abogados. El documento establece la existencia de la empresa minera Yang Fan, que concesiones tiene y quienes son los propietarios.

Li Xiaoming, el nexo entre las empresas mineras de la Chi Hong

Xiaomin no sólo es socia de Comabol y Yang Fan, también es representante legal de la empresa minera Yong Li S.A y la empresa minera del Cobre.

Al igual que la Sra. Li. el otro socio de Yang Fan, José Carvajal Quispe, tiene una relación laboral con Yong Li.

Una mina en Pelechuco fue entregada en usufructo a empresas chinas

Otro documento al que accedió Cabildeo, establece que se dio a la empresa COMABOL, en calidad de usufructo, la concesión minera Pachamama ubicado en el cantón Pelechuco, provincia Franz Tamayo, De acuerdo a la información proporcionada a Cabildeo se habría pagado Bs 6 millones por la concesión. La adquisición se habría hecho a autoridades bolivianas.

Amazona Bolivia Comabol también habría hecho algunos acuerdos el 2009, con el entonces alcalde de Pelechuco, Florencio Honorato Condori. Firmaron un documento de autorización para el inicio de obras y conformidad con el inicio del proyecto de apertura de camino.

Fuente: http://www.amaliapandocabildeo.com/2016/11/chi-hong-compro-comabol-yang-fan-y.html?m=1

Read more...

Cabildeo • Chi Hong: Compró Comabol, Yang Fan y monopoliza la explotación de oro en La Paz

Chi Hong no sólo compró la mayoría de acciones de la empresa minera Amazona Bolivia COMABOL S.A., también compró acciones a la empresa minera Yang Fan, que inició operaciones en abril de 2008 según un registro de Fundempresa.

Yang Fan, tiene cuatro concesiones mineras en La Paz, estas son: La mina Progresiva, Progreso II, Progreso y Demacias Progreso, todas obtenidas el año 2008 y todas con el registro 806151617. Estas concesiones están en la misma área, cantón Sorata, provincia Larecaja. El periodo de la concesión es sin límite.

La compañía minera Chi Hong tiene en Comabol el 100% de participación china y en Yang Fan 98% de participación. Yunnan Chi Hong Zinc and Germanium Co., LTD compró 61% del paquete accionario de Amazona Bolivia y el 51 % de acciones de Yang Fan, por las que pagó $ 12.5 millones.

La empresa Yang Fang en el 2008 tenía tres socios y a diferencia de Amazona Bolivia Comabol, dos de ellos bolivianos, David José Carvajal Quispe y Hercilia Daniela Pantoja, cada uno invirtió un capital de Bs 6.000 para tener 1% de las acciones. Li Xiaoming, la accionista mayoritaria con el 98 %, habría invertido más de medio millón de bolivianos, para tener la mayoría de acciones. Así se constituyó la empresa minera Yang Fan.

Xiaoming es ademas la representante legal de la empresa matriz, que compró acciones en ambas empresas mineras, logrando la concesión de 30 empresas mineras; 11 en Comabol, 15 en Compañías asiáticas más al Norte y 4 en Yang Fan. La explotación principal es de oro, otros metales plata y antimonio.

La nueva composición accionaria de Yang Fan tras la venta de las acciones es:

Yunnan Chi Hong con el 51% Li Xiaoming con el 47 % David José Carvajal con el 1 % Hercilia Daniela Pantoja con el 1%

Esta transacción se registra ante una autoridad china en la provincia Yunnan, al igual que la compra-venta de COMABOL.

Hay otro documento escrito en inglés que se firmó en un consorcio de abogados denominado C.R. & F. Rojas abogados. El documento establece la existencia de la empresa minera Yang Fan, que concesiones tiene y quienes son los propietarios.

Li Xiaoming, el nexo entre las empresas mineras de la Chi Hong

Xiaomin no sólo es socia de Comabol y Yang Fan, también es representante legal de la empresa minera Yong Li S.A y la empresa minera del Cobre.

Al igual que la Sra. Li. el otro socio de Yang Fan, José Carvajal Quispe, tiene una relación laboral con Yong Li.

Una mina en Pelechuco fue entregada en usufructo a empresas chinas

Otro documento al que accedió Cabildeo, establece que se dio a la empresa COMABOL, en calidad de usufructo, la concesión minera Pachamama ubicado en el cantón Pelechuco, provincia Franz Tamayo, De acuerdo a la información proporcionada a Cabildeo se habría pagado Bs 6 millones por la concesión. La adquisición se habría hecho a autoridades bolivianas.

Amazona Bolivia Comabol también habría hecho algunos acuerdos el 2009, con el entonces alcalde de Pelechuco, Florencio Honorato Condori. Firmaron un documento de autorización para el inicio de obras y conformidad con el inicio del proyecto de apertura de camino.

Fuente: http://www.amaliapandocabildeo.com/2016/11/chi-hong-compro-comabol-yang-fan-y.html?m=1

Read more...

Los Tiempos • Trabajador reclama reincorporación en empresa Sinohydro

Fabio Caero Aguayo denuncia a la empresa china Sinohydro Corporation Limited Sucursal Bolivia por haberlo despedido injustamente, además de ser padre de una niña menor de un año. En cambio la empresa indica que la obra para la que se lo había contratado concluyó y se rompió relación laboral con todos los empleados.

Caero dijo que sufrió un accidente que lo dejó inhabilitado por 40 días y la empresa lo despidió. Tras haber presentado la denuncia, fue reincorporado y, al poco tiempo, despedido nuevamente. Añadió que volvió a presentar su queja al Ministerio de Trabajo, que en primera instancia le dio la razón, pero tras la apelación de la empresa, se declaró incompetente.

El asesor legal de Sinohydro para el proyecto Ichilo-Ivirgarzama, Mauricio Rodríguez, dijo que el obrero fue contratado para este proyecto específico, pero la obra concluyó en mayo pasado, por lo que terminó el contrato y la relación laboral con todos los trabajadores.

“El obrero quería que los reincorporemos a otros proyectos, pero eso no corresponde”, dijo.

Fuente: https://www.lostiempos.com/actualidad/economia/20191017/trabajador-reclama-reincoporacion-empresa-sinohydro

Read more...

Los Tiempos • Proyecto Mutún avanza en 30%, pero no colma expectativa laboral

Aunque la construcción de la planta siderúrgica Mutún, ubicada en Puerto Suárez (Santa Cruz), tiene 30 por ciento de avance, aún no colma las expectativas laborales en la región. La Central Obrera Regional (COR) de la provincia Germán Busch pidió reunirse con la Empresa Siderúrgica Mutún (ESM) y la china Sinosteel para manifestar la necesidad de incrementar la demanda laboral y nivelar salarios.

José Luis Parada, director de la ESM en representación de la Gobernación de Santa Cruz, informó que el avance del proyecto está dentro de los plazos establecidos y que, a la fecha, se ha desembolsado un total de 90 millones de dólares a Sinosteel, firma encargada de la construcción de la siderúrgica.

Parada aseguró que tanto Sinosteel como la empresa a cargo de la fiscalización, la china Chongquing Cisdi Engineering Consulting Co, se encuentran en operación llevando a cabo obras civiles. Anunció, además, que a inicios de noviembre se realizará una inspección de los avances del proyecto que pretende industrializar el mineral de hierro existente en el cerro de El Mutún.

La semana pasada, el presidente de la ESM, Jesús Lara, indicó a ABI que Sinosteel hizo un nuevo pedido de equipos principales para las plantas de concentración, peletización, laminación y energía eléctrica, así como para los hornos de función.

Lara precisó que la adquisición de estos equipos amerita un nuevo desembolso de 43 millones de dólares y que se prevé que la planta sea inaugurada a mediados de 2021 con una capacidad de producción de 194 mil toneladas de acero laminado.

Sin embargo, el secretario ejecutivo de la COR de Puerto Suárez, Gilbert Córdova, informó que la demanda laboral del proyecto “no es como se esperaba” porque, a la fecha, solamente se llevó a cabo la construcción de un campamento y de una planta mezcladora de concreto y no así de la planta siderúrgica como tal.

Córdova señaló que la construcción del proyecto tiene al menos tres meses de retraso, aunque la ESM dice estar en los plazos fijados.

El dirigente de la clase trabajadora dijo que se envió un pliego petitorio a la ESM y a Sinosteel para solicitar una reunión y coordinar actividades, puesto que no se está haciendo uso de la bolsa laboral para la contratación de personal.

Según él, al menos 120 personas ya fueron contratadas para diversas funciones, pero solamente 40 a través de la bolsa administrada por el Ministerio de Trabajo que tiene la finalidad de reunir currículos y dar oportunidades de trabajo a la población porteña, en función a los requerimientos de la empresa.

La COR exige la nivelación de salarios, puesto que, por ejemplo, un albañil gana solamente Bs 2.500 por mes

MUTÚN ALBERGA 40 MIL MILLONES DE T

El cerro El Mutún, considerado uno de los yacimientos de hierro más importantes del mundo, alberga aproximadamente 40 mil millones de toneladas de este mineral.

La construcción de la planta fue postergada en tres oportunidades. La última, en 2011, a raíz de la ejecución de boletas de garantía a la empresa india Jindal, la cual arguyó incumplimiento en la provisión de gas.

La obra tiene 30 meses de plazo y se ejecuta con recursos de un crédito del Eximbank chino que ascienden a 536 millones de dólares. Consta de cinco etapas: diseño, construcción, montaje, puesta en marcha y operación de la planta.

Fuente: https://www.lostiempos.com/actualidad/economia/20191017/proyecto-mutun-avanza-30-pero-no-colma-expectativa-laboral

Read more...

Erbol • Empresa china emprende proyecto carretero en la Chiquitanía y la ABC pide apoyarla

La empresa china State Construction Engineering Corporation ya comenzó con tareas de movilización para la construcción del tramo carretero entre San Ignacio de Velasco-San José de Chiquitos. El gerente regional de la ABC, Omar Velarde, llamó a apoyar a la firma asiática, ya que está contratando gente del lugar para las obras.

“La empresa es la número uno de China en construir carreteras. Es su primera obra en Latinoamérica. Es muy reconocida la empresa china, por lo tanto debemos apoyarla”, dijo Velarde en entrevista con radio Juan XXIII para la Red ERBOL.

El Gerente regional de la Administradora Boliviana de Carreteras indicó que ya el 5 de septiembre se dio la orden de proceder a la empresa china, y que tiene hasta el 5 de noviembre para terminar con la etapa de movilización.

El miércoles se comenzó con la inspección de obras. Velarde señaló que ya se verificó la construcción de los campamentos de la empresa y la llegada de maquinaria nueva. Además ya se contrató a la supervisión, que está a cargo de un consorcio boliviano-español.

El funcionario señaló que toda empresa que tenga contrato con el Estado debe regirse a las normas nacionales, en este caso a la ley laboral en cuanto al trato con los trabajadores.     

“Están contratando gente del lugar, se necesita mucha mano de obra, se necesita muchos choferes, tanto para volquetas motoniveladoras, excavadoras, están haciendo ahí el reclutamiento de gente”, resaltó.

Indicó que la empresa tiene dos campamentos, el principal entre San Rafael y San Miguel y otro cerca a la comunidad La Fortuna cerca de San José. Además, se pondrá un equipo de chancado de agregados en el Cerro del Diablo. 

Velarde indicó que el tramo tiene 208 kilómetros y que el tiempo estimado de construcción es 36 meses. La inversión es de $us 123,8 millones, según difundió la ABC. 

De parte de los transportistas de la Chiquitanía, el dirigente Juan Luis Sequeri, destacó que es una obra anhelada por la región turística y ganadera.

El dirigente indicó que se ha pedido a la empresa valorar la mano de obra de la gente de lugar. Asimismo, llamó a que se cumpla las normas nacionales, como por ejemplo con el pago de horas extra. “Nadie tiene que ser explotado”, agregó.

Fuente: https://www.erbol.com.bo/nacional/empresa-china-emprende-proyecto-carretero-en-la-chiquitan%C3%ADa-y-la-abc-pide-apoyarla

Read more...

ANF • Tacanas se convierten en mineros para detener el avance chino en el río Madre de Dios

La Tierra Comunitaria de Origen (TCO) Tacanas II del río Madre de Dios, tradicionalmente dedicada a la recolección de castaña, a la pesca y la caza, se ha convertido a la minería aurífera, para entre otras cosas, frenar el avance chino en la Amazonía y defender su territorio.

El reportaje "Tacanas se convierten en mineros para detener avance chino en el río Madre de Dios" es un trabajo de la periodista, Jimena Mercado de la Agencia de Noticias Fides (ANF), quien encara desde el 2018 un ciclo de investigaciones en torno a la minería ilegal del oro y la penetración de capitales extranjeros en la Amazonía.

Junto con "Chinas y colombianas explotan ilegalmente oro en la Amazonía con la fachada de cooperativas" y "Dragas chinas llegan a Cachuela Esperanza de la mano de empresa para explotar oro por 30 años". El presente reportaje pretende mostrar las presiones extractivas sobre la Amazonía y los pueblos indígenas.

Fuente: https://www.noticiasfides.com/economia/tacanas-se-convierten-en-mineros-para-detener-el-avance-chino-en-el-rio-madre-de-dios-401135

Read more...