Blog

Back to Blog

Cívicos potosinos buscan bloquear empresas mineras

Los marchistas irrumpieron en la sede de Gobierno con explosiones de cartuchos de dinamita que movilizaron a la Policía, que les advirtió con acciones directas, como detener a revoltosos
El paro general en Potosí amenaza con agravarse porque en el cuarto día de protesta, el comité de movilización decidió la paralización de las grandes empresas mineras para impedir sus labores, y en ese marco decidieron que hoy bloquearán el ingreso a la empresa Manquiri y evitaron cualquier tipo de labor administrativa.
Siete organizaciones sociales de la ciudad de Potosí integran este comité, que no tiene un líder, informaron en esa entidad; hoy se cumplen cinco días de esta medida, que fue calificada como contundente por el diputado Gonzalo Barrientos, quien dijo que ellos como legisladores esperarán las decisiones de ese comité para iniciar una huelga de hambre.
Este comité evalúa asumir las mismas medidas contra otras dos empresas grandes, San Cristóbal y Sinchi Huayra, la primera ubicada en la provincia Nor Lípez, al suroeste de Potosí y la segunda en la población de Porco. La dificultad para llegar a ambas empresas es el problema que tienen los dirigentes cívicos.
Mientras en la capital, los potosinos lograron paralizar todas las labores, no existe transporte público, aunque el transporte interdepartamental no fue paralizado y las flotas que llegan del sur y pasan hacia el norte a Oruro y La Paz, que todavía no fue bloqueado.
Con esa medida, los dirigentes esperan que los turistas que llegaron en este tiempo abandonen la región porque, de no ser escuchados, radicalizarán la protesta y cerrarán el paso a todos los vehículos. La Casa de la Moneda, el salar de Uyuni, la laguna colorada y la laguna verde, son los principales atractivos que tienen los potosinos.
En Potosí, no hay atención en mercados, los mismos dirigentes que toman decisiones son los que salen a “controlar” el cumplimiento del paro general y no se permite abrir ni siquiera las tiendas, explicó el dirigente del Comité Cívico Potosinista (Comcipo), Carlos Tarqui.
Informó de que las medidas de presión en Potosí irán incrementándose hasta conseguir una reunión con el presidente Evo Morales para explicarle que sus ministros le mintieron cuando le dijeron que las demandas se habían cumplido.
El máximo representante de Comcipo, Jhonny Llally, y otros seis dirigentes cumplen hoy su tercer día de huelga de hambre en predios de la universidad paceña ante un escenario mediático anónimo por la visita del papa Francisco.
Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog