Blog

Back to Blog

Conexión eléctrica con 4 países demandará $us 622 millones

El Gobierno construirá cerca de 1.400 kilómetros de líneas de transmisión eléctrica con una inversión de $us 622 millones, que posibilitará la infraestructura para la exportación de electricidad de Bolivia a cuatro países vecinos.
El ministro de Hidrocarburos y Energía, Luis Alberto Sánchez, informó ayer que hasta la fecha ya se firmaron cuatro convenios energéticos con Brasil, Perú, Argentina y Paraguay. Con estos se consolidarán las bases para convertir a Bolivia como el centro energético de la región.
“Las líneas de integración van a tener una longitud estimada de 1.400 kilómetros para integrarnos a diferentes países y una inversión de 622 millones de dólares”, informó.
Según las proyecciones del Gobierno, Bolivia tendrá excedentes de 2.500 megavatios (MW) para la exportación en 2020 y en 2025 cerca a 10.000 MW también para la venta. Con ello se generará nuevos ingresos económicos adicionales para el Estado.
“La inversión estimada sólo en generación, estamos hablando de un poco más de 27.000 millones de dólares en los próximos ocho años o diez”, informó Sánchez.
Hay 46 proyectos, tanto en energías alternativas para aprovechar el potencial de los recursos naturales, como la instalación de plantas hidroeléctricas que se constituirán en los mayores generadores de electricidad.
Convenios consolidados
En el caso de Brasil, Sánchez dijo que se tiene un convenio entre los Ministerios de Energía de ambas naciones.
“En las próximas semanas viene el Presidente de Eletrobras (Brasil), se reunirá con el equipo de ENDE a fin de priorizar los proyectos termoeléctricos, se verá que en dos años ya tengamos en operación sistemas termoeléctricos para la exportación”, remarcó.
De igual forma, en dos años se debe realizar los estudios técnicos de las plantas hidroeléctricas como Río Madera, Cachuela Esperanza, El Bala y Rositas. Todos esos complejos para la generación eléctrica tendrán un potencial de 8.000 MW que sería destinado casi en su totalidad a cubrir la demanda de Brasil.
En el caso de Argentina, en las próximas semanas se iniciará la construcción de la línea de transmisión entre Yaguacua – Tartagal para exportar 400 MW. En la segunda fase se vinculará Tartagal – San Jacinto para aumentar la capacidad de transmisión con el sistema interconectado que se tendrá con el país vecino.
En el caso de Perú, dijo que se debe realizar un convenio binacional para concretar la integración energética con el Estado boliviano.
En Paraguay, Bolivia cubrirá la demanda eléctrica del Chaco.
Para concretar el potencial energético nacional, ENDE habilitará sus oficinas en los cuatro países donde se firmó los convenios de integración.
Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog