Blog

Back to Blog

Por minería de oro peligran comunidades en Perú

Un nuevo estudio en la Royal Society of Chemistry encuentra que la contaminación por mercurio se movió rápidamente aguas abajo y podría impactar en las comunidades.

Artesanos, a menudo ilegales en la extracción de oro, se extendieron a sitios de la Amazonía peruana en la última década, en parte, impulsados por un aumento en el precio del oro. La industria no regulada dio paso a la amplia deforestación generalizada que conduce a un desastre ambiental. Pero los expertos también han expresado su preocupación por la salud de los residentes de la región, debido a la posible contaminación del mercurio.

 

Ahora, un nuevo estudio en la Royal Society of Chemistry encuentra, por primera vez, que la contaminación por mercurio, se movió rápidamente aguas abajo y podría impactar en las comunidades, al menos a 560 kilómetros de distancia de los yacimientos mineros, en parte debido a quienes comen peces contaminados con mercurio.

 

“El mensaje principal es que la gente debería evitar consumir comidas regulares de peces carnívoros de aguas abajo, debido a las actividades mineras a no pocos kilómetros, pero a cientos de kilómetros río abajo”, dijo en mongabay.com el co-autor William Pan para la Universidad de Duke.

 

Una vez que el mercurio entra en un sistema fluvial, es ingerido por microorganismos que convierten el elemento en una forma altamente neurotóxica, conocida como metilmercurio. Cuando los microorganismos se comen entre sí, trasmiten el mercurio a la cadena alimentaria. En cada eslabón de la cadena se acumula una cantidad de mercurio. Esto significa, que el pescado depredador tiene los niveles más altos. Y la gente, que lo come, está poniéndose en riesgo.

 

“A las mujeres embarazadas de la región, yo les recomendaría no comer ningún pez carnívoro”, dijo Pan, y solicitó “moderación” para los niños que comen peces carnívoros de la región.

 

“Peces no carnívoros son, en su mayor parte, seguros de comer en varias comidas a la semana”, continuó, agregando que “los peces son una excelente fuente de ácidos grasos omega-3, por lo que el mensaje debe ser comunicado con cuidado”.

 

Mineros en pequeña escala, utilizan el mercurio para separar escamas de oro de los suelos y sedimentos. Pero debido a la potente neurotoxina, el mercurio puede dañar drásticamente al sistema nervioso e inmune central de una persona, conduciéndole a problemas de memoria y cognitivos, así como convulsiones. En los niños, o cuando se transmite en madres con embarazo avanzado, la exposición al mercurio puede llevarle a problemas de idioma, ataques, e incluso retrasos. En dosis altas, el mercurio especialmente puede llevar a la locura, parálisis y muerte.

 

Con el fin de descubrir a qué cantidad de mercurio no minado, pueden estar expuestos los lugareños de la zona, Pan y sus colegas tomaron muestras de sedimentos de agua en 62 sitios cercanos a 17 comunidades de la Amazonía, cerca del río Madre de Dios. Muchas de las comunidades de la región están conformadas por tribus indígenas. Como se esperaba, los investigadores encontraron niveles significativamente más altos de mercurio en el sedimento y agua cercana a los puntos de acceso a la minería artesanal, así como en aguas abajo del río.

 

“Las comunidades aguas abajo y más cercanas a los yacimientos mineros, están en mayor riesgo”, dijo Pan y agregó que, “los de la confluencia del Río Colorado a Río Inambari”, son los afluentes del río Madre de Dios. Investigaciones anteriores encontraron altos niveles de mercurio en peces y personas en la región de la capital, Puerto Maldonado, pero este nuevo estudio encuestó a muchos, de más abajo del río.

 

El equipo también probó en 200 ejemplares de peces comprados a pescadores en muchos de los sitios, incluso, 123 de ellos eran peces carnívoros.

 

“Creemos que estas especies de peces en el papel son representativos de variedades comúnmente comestibles”, el co-autor, Heileen Hsu-Kim también de la Universidad de Duke, dijo a Mongabay. “Alrededor de una cuarta parte de los peces del río Madre de Dios tuvo niveles de mercurio que excedieron las directrices de OMS para el consumo humano. La fracción fue mayor para las especies de nivel trófico superior (es decir, peces carnívoros)”.

 

El equipo basó sus recomendaciones sobre la suposición de que los lugareños comen pescado dos veces a la semana, pero esto podría subestimar enormemente la importancia del pescado para la gente de la zona.

 

“Tenemos datos preliminares de encuestas de salud hechas en hogares de quienes indican que el consumo de pescado es en realidad mucho mayor en muchas comunidades, que podrían aumentar la carga corporal y superar los límites de seguridad, incluso para los adultos sanos”, dijo Hsu-Kim.

 

En años recientes, el gobierno peruano ha sido cada vez más duro contra la minería aurífera artesanal, pero Pan dice que esto podría agravar la situación.

 

“El gobierno debe crear una asociación pública-privada con los mineros y reconstruir la confianza…, con relaciones mejoradas se puede hacer mejoras significativas en posesión de la tierra, banca y recuperación de tierras. Más allá de esto, creo que ONG y las universidades, ahora podrían jugar un papel muy importante en la creación de cambios, a través de asociaciones comunitarias, ya que son percibidos como de menor amenaza para su sostenibilidad”.

 

Con este fin, los investigadores están colaborando con el Ministerio de Salud de Perú para comunicar los resultados del estudio a comunidades locales, incluyendo reuniones con líderes del pueblo.

 

Sin embargo, según los investigadores, el daño podría ir mucho más allá de la zona en 560 kilómetros de los encuestados. Por un lado, el equipo esperó originalmente estudiar una región mucho más grande para la contaminación por mercurio.

 

“Nuestra hipótesis original, que presentamos para su apoyo a la Fundación MacArthur, fue la de medir impactos en Bolivia hasta el río Beni”, dijo Pan.

 

El mercurio que a menudo es mal manejado por mineros sin educación, también podría estar entrando a la atmósfera.

 

“El mercurio utilizado en el proceso de minería, también es probable que sea liberado al aire”, dijo Hsu-Kim, quien señaló que la contaminación por mercurio en el aire “tiene el potencial de transporte a través de continentes y océanos. Según un informe de la ONU de 2013, en que los estimados artesanales a pequeña escala de oro-ming, es la principal fuente de mercurio hacia la atmósfera”.

 

Aun así, es poco probable que la minería de oro desaparezca de la región en cualquier momento, sobre todo si el precio del oro sigue subiendo.

 

“El oro es una fuente importante de ingresos para Perú y para las familias que viven a orillas de Madre de Dios”, dijo Pan. “Es el cambio de juego para muchas familias, pero si para ellas se trata de un cambio positivo a largo plazo, es difícil determinarlo”.

 

Citaciones:

• Diringer, Sarah E., Beth J. Feingold, Ernesto J. Ortiz, John A. Gallis, Julio M. Araújo-Flores, Axel Berky, William KY Pan y Heileen Hsu-Kim. “El transporte fluvial de mercurio es debido a la minería artesanal, y a la de oro en pequeña escala, y es de riesgos para la exposición del mercurio en la alimentaria para los de Madre de Dios, en Perú”. Ciencia Ambiental: Procesos e impactos (2015).

 

Este artículo fue realizado por Jeremy Hance, un escritor colaborador para new.mongabay.com. El artículo es publicado con autorización.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog