Blog

Back to Blog

Las mineras, fastidiadas con Barrick Gold por el derrame de cianuro

Todo el sector minero confesó estar “muy preocupado” por el derrame de cianuro generado por la multinacional canadiense Barrick Gold tras la rotura de una manguera, según pudo saber El Destape. Al resto de las empresas que operan en la Argentina las inquieta la continuidad de la actividad luego del presunto incidente. La desconfianza sobre los efectos mortales para las poblaciones de humanos y animales de las zonas de producción vuelve a instalarse con fuerza. El futuro desarrollo de la actividad vuelve a estar en riego.
Los empresarios están particularmente molestos con la dirigencia de la empresa canadiense porque “tardaron mucho en hablar, y aclarar o confirmar la situación, y eso generó más repercusiones”, primero entre los habitantes, los dirigentes ambientalistas, y luego los medios. Los jerarcas mineros hubieran preferido enterarse por la propia Barrick, “y no que se empiece a filtrar por una cadena de WhatsApp”, dijo a este medio una fuente del sector que optó por mantener el anonimato.
Oficialmente, desde la Cámara de Empresarios Mineros le cargan toda la responsabilidad a Barrick Gold y no quieren hablar del tema. Los canadienses deben responder a todas las acusaciones, pero las consecuencias las sufre y las sufrirá todo el sector.
Hasta el trágico último fin de semana, la minería en Argentina tenía como bandera sus cuidados en la seguridad de los productos químicos para proteger el agua, pero esa coraza se quebró.
Concretamente, entre el sábado a la noche y la mañana del domingo, una manguera que conduce una solución con cianuro que es utilizada para disolver el oro contenido en la roca se rompió y dejó escapar una cantidad aún no especificada del letal líquido.
En un informe que la minera Barrick elevó al Ministerio de Minería de San Juan, admite que derramó 224.000 litros de solución cianurada, pero el abogado de dos vecinos de Jáchal, Marcelo Arancibia, en diálogo con Cadena 3 puso en duda esa cifra y dijo que ese volumen pudo ser de hasta 3.800.000 litros.
“Barrick reconoce que la última inspección fue el sábado a las 18, de modo que recurriendo a la matemática se pudo derramar hasta 3.800.000 litros de solución cianurada. Será materia de los peritos estimar lo derramado y el daño provocado”, completó.
Lo cierto es que el poder de la monstruosa multinacional, y los factores contingentes juegan a su favor para resolver el episodio. La empresa debe mantenerse paralizada preventivamente, y para realizar los estudios correspondientes. Pero el “viento blanco” hace imposible subir a la mina para constatar si la compañía cumple con la paralización por cinco días de la actividad, tal como lo dispuso la Justicia, señaló Arancibia.
Por otra parte, según el abogado, los peritos son personas vinculadas a la actividad extractiva, donde hay “un fuerte control a la información” que se da a conocer. Por este motivo, los vecinos de Jáchal (una las ciudades afectadas por el derrame) propusieron un perito consultor de parte, el norteamericano Robert Morán, quien es especialista en Desastres.
En este sentido, también la población rechaza el agua mineral que la propia empresa distribuye, porque no tienen confianza en el comportamiento de la compañía. Así, el Comité de Emergencia del distrito será el que haga entrega de dos litros de agua diaria por persona.
La responsabilidad política, otro capítulo aparte que merece especial atención
Mientras que el “accidente” fue el domingo, recién el miércoles último el gobierno de San Juan pidió a tres localidades que “NO CONSUMAN AGUA del Río Blanco debido al derrame de cianuro de la mina Veladero de Barrick Gold”.
Desde la empresa Barrick, que explota el emprendimiento, y desde el gobierno sanjuanino se había asegurado que los ríos de la zona no resultaron contaminados, pero después se recomendó a los habitantes de las localidades de Maliman, Angualasto y El Chinguillo, cercanas a la mina Veladero, que se abstengan de consumir agua proveniente del Río Blanco que baja por la cordillera desde la zona de la mina.
Posteriormente, en un comunicado de prensa se informó que el gobierno provincial “ha decidido impulsar la denuncia penal correspondiente ante la Fiscalía General con el objeto de investigar la información relevada por la empresa Barrick, responsable del emprendimiento Veladero, dispuesta ante la contingencia acontecida en la zona”.
La multinacional pudo haber cometido delitos graves contra la salud pública, como el referido a la contaminación del agua destinada a consumo humano.
La presentación del Ejecutivo provincial fue realizada por el fiscal general del Estado, Guillermo De Sanctis, quien advirtió que el objetivo de la denuncia a Barrick Gold es que se investigue si hubo un delito que provocara la fuga de solución cianurada y “que se recaben todas las pruebas y se investigue si el derrame se produjo por causas naturales o si hubo una responsabilidad humana”.
Mientras tanto, el Gobierno nacional aún no intervino, tratándose de un siniestro con grandes consecuencias, inmediatas y futuras.
Tan es así que este miércoles la municipalidad de Jáchal decretó la emergencia ambiental y sanitaria por lo que se suspendieron desde las clases hasta la asistencia a los puestos de trabajo. Pero lo más grave, son los intentos de Barrick por borrar rastros de cianuro, un hecho que la puede comprometer judicialmente aún más, en tanto que el cianuro opera como un separador químico de metales, que en contacto con las rocas de los ríos libera otras sustancias al agua, como el mercurio, también mortal. Mientras tanto, esas aguas siguen su curso, incluso a otras provincias como San Luis o Córdoba.
Efectos del cianuro
El cianuro actúa sobre las células de los centros respiratorios quitándoles el oxígeno. Provoca parálisis respiratoria y convulsiones. La ingestión en dosis mínimas (50 miligramos) resulta fatal.
Lamentablemente, el presidente de la Cámara Minera de San Juan, Jaime Bergé, minimizó el efecto que pueda tener el líquido tóxico: “Deberías tomar mucha cantidad para que pueda producir algún daño”, justificó.
Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog