Blog

Back to Blog

El pozo Boquerón aportará 25% de gasolina y 5% de GLP

EXPERTOS DESTACAN EL DESCUBRIMIENTO DEL RESERVORIO
Lidia Mamani /La Paz
La producción del nuevo pozo Boquerón Norte (BQN N-X4D), ubicado en Yapacaní, Santa Cruz, aportará al mercado interno con un 50% de diésel; 25% en gasolina especial y un 5% en  Gas Licuado de Petróleo (GLP), según  YPFB Corporación. Dos expertos destacan el descubrimiento.
A partir de la operación, desde 2017, se obtendrán   13,2 millones de litros de diésel por  mes; 6,6 millones de litros de gasolina especial por mes y 23,5 toneladas métricas día (TMD) de GLP (ver cuadro).
El 18 de junio el presidente Evo Morales anunció el descubrimiento de  un nuevo reservorio rico en petróleo que contiene 28 millones de barriles (MMBbl) en el campo petrolero BQN N-X4D.
La reservas subirán de  16 millones barriles a 44 millones a partir de 2017. El hallazgo de petróleo fue hecho luego de 23 años, ya que el último data de 1992, en el campo Surubí, en Cochabamba.
Además de incrementar las reservas petroleras del país hasta 44 millones de barriles, el nuevo descubrimiento, hecho por  la sociedad  YPFB Andina (YPFB y Repsol), permitirá reducir importaciones de diésel.
El trabajo de perforación, que alcanzó una profundidad de 2.500 metros, se inició en diciembre de 2014, tiene una  formación Yantata; en el pozo se invirtieron 6 millones de dólares, y para todo el proyecto (infraestructura, otros  24 pozos y batería de recolección) se destinarán 220 millones de dólares.
El aporte económico
La producción del campo Boquerón reducirá el volumen de importación en un 18,5%.
En el país se produce 81,6 millones de litros por mes de diésel y se importa un total de 71,4 millones de litros. Lo que hace una oferta mensual de 153 millones de litros.
Con la extracción y procesamiento del nuevo reservorio, el país dejará de internar 13,2 millones de litros mensuales (18%)  y sólo se subvencionarán 58,2 millones de litros desde 2017.
Para este año, el Gobierno proyectó un gasto de  658 millones de dólares para el subsidio de los hidrocarburos.
En los últimos meses, el consumo de diésel en  el mercado interno está en un promedio mensual de 130,9 millones de litros, según la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH).
YPFB calculó que  Bolivia ahorrará en subvención un total de 916,86 millones de dólares entre 2017 y 2026; en el caso de regalías generará ingresos por 107,15 millones de dólares; en el Impuesto   Directo a los Hidrocarburos (IDH) recaudará 190,4 millones de dólares. En total el aporte económico será de 1.700 millones de dólares (ver infografía).
El exsuperintendente, Hugo de La Fuente, destacó ayer el hallazgo y dijo que ahora la tarea es hacer nuevos descubrimientos en el corto plazo, debido a que  el trabajo se ha concentrado en buscar gas natural, principalmente en el sur del país, Tarija.
“Se han hecho ampliaciones de las refinerías, entonces necesitamos nuevas cargas de petróleo”, dijo.
El experto Bernardo Prado indicó que lo que ahora resta saber es  cómo se trasladará el carburante y si se tiene la suficiente capacidad en las refinerías.
“Cualquier descubrimiento nuevo para el país es una buena noticia, desde todo punto de vista. Lo que tenemos que ver es si contamos con la suficiente capacidad para reciclar ese petróleo. Entonces el anuncio es interesante, aunque no se dieron  muchos datos  sobre la capacidad  de transporte y de refinería  para procesarlo y convertirlo en un subproducto como la gasolina o diésel, es una tarea pendiente”, consideró Prado.
YPFB dice que en primer pozo Lliquimuni  hay buenos resultados
YPFB informó el jueves por la noche que ya hay “buenos resultados” en el primer pozo explotario de Lliquimuni, en el Norte de La Paz, que arrojó la  presencia de hidrocarburos, la perforación comenzó a fines de 2014.
La estatal petrolera analiza la perforación de un segundo pozo.
“Prácticamente tenemos muy buenos resultados hasta la fecha; el área que se está perforando en Lliquimuni, puedo adelantar que con los datos que ya tenemos nos está arrojando presencia de hidrocarburos e incluso ya estamos pensando, con estos resultados, ir a un segundo pozo exploratorio. Esto va a abrir un nuevo horizonte exploración en el norte del país”, anticipó el presidente de la estatal petrolera, Guillermo Achá.
En un contacto con la Red Uno afirmó que los resultados se conocerán en septiembre. Además se realizarán  estudios sísmicos en  Madre de Dios, entre Beni y Pando desde agosto.
A fines de diciembre de 2014, la sociedad YPFB y PDVSA inició la perforación del primer pozo en Lliquimuni (LQC-X1), con la esperanza de encontrar petróleo en 2015. Si los resultados son positivos, el Gobierno anunció la instalación de  una refinería en la provincia de Caranavi.
 El costo de la perforación es de 54 millones de dólares, en el lugar se estima que hay una reserva de más de 10 millones de barriles de petróleo y alrededor de 153 millones de pies cúbicos de gas (MMpc).
A la fecha se tiene un avance de perforación de 2.000 metros. El objetivo es llegar a una profundidad de 3.200 metros para confirmar o no la presencia de carburantes, según informe oficial.
YPFB Petroandina SAM inició operaciones en 2009. Durante ese periodo  hizo trabajos de sísmica 2D en el área Lliquimuni, con una inversión de más de 100 millones de dólares.
Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog